Jose Arcesio en Dailymotion y Youtube

MANEJO INTEGRADO DE PLAGAS EN EL CULTIVO DE ARROZ

MANEJO INTEGRADO DE PLAGAS EN EL CULTIVO DE ARROZ
----------------------------------------------------------------------------------
FORMULARIO PARA EL MONITOREO DE PLAGAS
Información General
Lote No:
Fecha de la observación:
Datos del cultivo
Fecha de siembra:
Fecha de trasplante:
Datos de la plaga
Insectos: (en porcentajes):
Daño de la plaga (en porcentajes):
Enfermedades: (síntomas)
Daño de la enfermedad (en porcentajes)
Comentarios:
Firma:
--------------------------------------------------------------------------------------
Si se detectara un ataque de insectos o presencia de manchas y lesiones en los órganos de las plantas, equivalente al 5 % de las plantas examinadas, se deberán realizar los controles respectivos.
4.2. Como establecer una estrategia de Manejo Integrado de Plagas (MIP) en un campo arrocero
En base al monitoreo de las plagas del arroz y a las épocas en que estas aparecen se procederá al establecimiento de una estrategia procurando darle el carácter de integralidad.
La estrategia de Manejo Integrado de Plagas, va a permitir que el cultivo se desarrolle sano, vigoroso y que su producción sea de buena calidad.
Al diseñar una estrategia MIP, se deberá procurar la utilización de los recursos que existen en cada área productora a fin de evitar en lo posible la importación de insumos desde afuera de la finca.
LABORES/                                   ACTIVIDAD                       PROPOSITO
1. LABORES PRECULTURALES
a. Eliminación de desechos (paja o panca de arroz): tan pronto como haya salido la cosecha, quemar los desechos sobre los muros o practicar quemas selectivas dentro del campo
(Evitar las quemas abrasivas)
b. Arada: procurar pasar el arado un mes antes de la labor de rastra y fangueo.
c. Rastrada: durante esta actividad se deberá aplicar e incorporar entre 50-60 sacos de estiércol descompuesto, 10 sacos de ceniza y 2 a 3 sacos de 50 kg c/u de roca fosfórica por hectárea.
d. Fangueada y nivelada: se hará sobre terreno inundado luego del pase de la rastra, utilizando un tractor aperado con jaulas de hierro o utilizando un motocultor o “mula mecánica” y una tabla niveladora conocida en la zona como “avión”
LABORES CULTURALES
a. Elaboración de almácigos:
PROPOSITO: Acondicionar el suelo para la próxima siembra y evitar su desactivación biológica.
Exponer a los huevos, larvas y adultos de insectos plaga, como a los patógenos existentes en el suelo a la acción de los controladores naturales (aves, reptiles, batracios, mamíferos, temperatura (frío, calor) rayos ultravioletas.
Desterronar y mullir el suelo, proporcionarle nutrientes y activarlo biológicamente.
Batir el suelo y nivelarlo para facilitar el trasplante y la distribución adecuada de la lámina de agua
Contar con plántulas de calidad para el trasplante
Fuente: MANEJO INTEGRADO DE PLAGAS EN EL CULTIVO DE ARROZ
Manuel B. Suquilanda V.
PROYECTO MANEJO ADECUADO DE PLAGUICIDAS 2003
ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE LA SALUD

ORGANIZACIÓN PANAMERICANA DE LA SALUD

El Sacha Inchi se siembra en diferentes modalidades


El Sacha Inchi se siembra en diferentes modalidades, una es asociado con otros cultivos alimenticios y aprovechando estacas que sirven como tutores para que la planta pueda trepar. Otra forma es tecnificada instalando tutores vivos o muertos y también asociados con especies maderables.
CARACTERÍSTICAS FISIOGRÁFICAS Y DE SUELOS ÓPTIMAS PARA EL CULTIVO DE SACHA
INCHI:
 PENDIENTE: 0 a 35 %
 TOPOGRAFÍA: PLANA A ONDULADA
 TEXTURA: FRANCO ARCILLOSOS A FRANCOS
 pH: SE DESARROLLA EN UN RANG O DE PH ES
5.5 A 8 PERO PR TOLERA DE SUELOS ÁCIDOS Y ES DUCE MEJOR EN SUELOS DE 5.5 A 6.5
SUCEPTIBLE A SUELOS MUY ALCALINOS
 DRENAJE: BUENO
 CONTENIDO DE MATERIA ORGÁNICA: MEDIO A ALTO
 PEDREGOSIDAD: MEDIA A BAJA
 FERTILIDAD: MEDIA A ALTA
¿Cuándo se Siembra? Para sembrar el Sacha Inchi es mejor esperar el inicio de las lluvias, que en la Región San Martin se presentan desde Noviembre a Abril. Sembrando en época lluviosa aseguras el éxito de tu plantación.
En zonas como Alto Mayo de altitudes superiores a los 800 msnm y/o con precipitaciones superiores a 1,500 mm al año, se recomienda sembrar entre los meses de Abril a Junio y de Octubre a Diciembre que coinciden con el inicio y final de las lluvias para evitar sembrar en épocas muy secas o muy lluviosas.
Preparación del Terreno
Para la instalación del cultivo es primordial que no tumbes bosques primarios, ni purmas adultas, sino que utilices tierras deforestadas con baja cobertura arbórea.
Es importante que conserves áreas altas con pendientes muy pronunciadas a mayores a 45 % y respetes al menos franjas de 10 m en los cursos de agua y quebradas. Preparación del Terreno
RECUERDA QUE: NO SE RECOMIENDA REALIZAR QUEMAS YA QUE DEGRADAN TUS SUELOS Y MATAN LOS MICROORGANISMOS  BENÉFICOS.
Para la preparación del terreno se debe machetear toda la vegetación baja a media, realizar labores de limpieza del terreno dejando las estacas que sirven como tutores.
No se recomienda realizar quemas, ya que degradan los suelos, es preferible cortar bien la maleza ya que sirve de abono orgánico y protege el suelo.
Fuente: Manual de producción de sacha inchi con el marco conceptual operativo del Biocomercio y la agroforestería sostenible
Reforesta Perú SAC


BASES PARA EL MANEJO AGROECOLÓGICO DE PLAGAS EN SISTEMAS AGRARIOS URBANOS Las aplicaciones foliares

BASES PARA EL MANEJO AGROECOLÓGICO DE PLAGAS EN SISTEMAS AGRARIOS
URBANOS
Las aplicaciones foliares deben realizarse según la relación fenología del cultivo-fase de la plaga o de acuerdo con los muestreos que se realizan para la señalización.
El momento de la aplicación esta en dependencia de las características de la plaga, el cultivo y su tecnología y la fase del insecto sobre la cual se desea la acción.
Los nemátodos entomopatógenos se aplican al suelo y al follaje con los mismos equipos que se emplean para otros bioproductos (mochilas, motomochilas, equipos de arrastre, aéreos, etc.). También se pueden aplicar mediante el sistema de riego por goteo o por aspersión.
No deben utilizarse filtros en los equipos y las boquillas deben tener como mínimo una abertura de 500 micrones y la presión máxima permisible es de 5 bares. Deben utilizarse altos volúmenes de solución final (1 000 L/ha) para que se favorezca el alcance del nemátodo al insecto blanco, ya que para su desplazamiento se requiere una lámina de agua. Se recomienda tener equipos específicos para las aplicaciones de nemátodos, pudiendo ser los mismos que se disponen para los bioplaguicidas.
La aplicación debe lograr una cobertura uniforme sobre el área a tratar, manteniendo la suspensión en continuo movimiento para evitar que los nemátodos se depositen en el fondo del tanque del equipo de aplicación.
Las aplicaciones de nemátodos entomopatógenos se pueden realizar directamente al follaje de las plantas, al tallo o al suelo, según donde habiten los insectos plagas. También pueden realizarse aplicaciones inoculativas junto con las posturas antes del trasplante o en el hoyo antes de colocarlas.
Se considera un método más factible para áreas pequeñas, principalmente viveros, semilleros, plantas ornamentales, casas de cultivo y la agricultura urbana (Tabla 16), debido a que la tecnología de producción es costosa y por tanto los precios no son competitivos en la actualidad.
Desde luego, las potencialidades de los nemátodos entomopatógenos para la lucha contra plagas de insectos son mayores, por lo que en la medida en que se adopte esta tecnología por los agricultores se podrá ampliar su utilización.
Las aplicaciones se deben realizar cada 15 días, en dependencia del cultivo, las características de la plaga y el nivel de sus poblaciones, aunque sobre este particular no existe mucha experiencia en el país.
Resisten a algunos plaguicidas químicos usados en la agricultura, aunque si no se dispone de información específica es recomendable no realizar mezclas ni aplicaciones de insecticidas y fungicidas.
Para integrar los nemátodos entomopatógenos en programas de manejo de plagas en que se emplean plaguicidas sintéticos es recomendable aplicarlos después del plaguicida, para que su acción sea sobre la población de la plaga que no fue controlada por dicho producto.
Cuando se emplean bioplaguicidas se pueden aplicar sin dificultad e incluso mezclarlos, ya que poseen efecto sinergístico con otros agentes entomopatógenos (Beauveria bassiana, Bacillus thuringiensis y otros), pudiendo aumentar la eficiencia y la economía del método. En muchos casos estas mezclas superan a otros patógenos en los índices de mortalidad que provocan.
Factores que se relacionan con la calidad de las aplicaciones de los bioplaguicidas: Sobre la base de algunas experiencias, las aplicaciones de bioplaguicidas requieren de conocimientos que eviten cometer errores o resultados negativos, como son:
. La transportación y almacenamiento debe ser en lugares frescos y ventilados, nunca en altas temperaturas o expuestos a radiaciones solares directas. Los bioplaguicidas se dañan con la luz solar y las altas temperaturas, las que le hacen perder su efecto sobre la plaga. . Se deben aplicar en horas de la tarde. Si llueve después de la aplicación es necesario repetirla, ya que la lluvia lava el producto. Deben utilizarse sustancias tensoactivas y adherentes (.melaza, tuna, etc). . Aplicarlos con humedad en el suelo. Debe conocerse bien los parámetros de calidad del producto. Se pueden aplicar con moto-mochilas o con equipos de arrastre; a presión entre 5-15 atmósferas, que garanticen 100 o más gotas por cm², con un tamaño entre 10-50 micras.
Esto significa que la calidad de la aplicación no solo se logra si se consideran los criterios tradicionales que se aprendieron con el uso de los plaguicidas químicos (modo de acción, dosis, boquillas, etc.), sino que además hay que considerar los enumerados anteriormente, que también son importantes.
Fuente: BASES PARA EL MANEJO AGROECOLÓGICO DE PLAGAS EN SISTEMAS AGRARIOS
URBANOS
Luis L. Vázquez Moreno
Ingeniero Agrónomo. Doctor en Ciencias.
Investigador Titular.
Entomología, Control Biológico, Manejo de Plagas.
Grupo Artrópodos Plagas. INISAV.
Emilio Fernández Gonzálvez
Licenciado en Biología. Doctor en Ciencias Agrícolas.
Investigador Titular.
Nematología, Control Biológico, Manejo de Plagas.

Grupo Fitopatología. INISAV.

El cultivo del peral Riego

El cultivo del peral Riego Los valles de la provincia de Caravelí, con muy pocas excepciones, presentan una escasez hídrica crónica, po...