4. PRÁCTICAS AGROECOLÓGICAS DE MANEJO DE PLAGAS

4. PRÁCTICAS AGROECOLÓGICAS DE
MANEJO DE PLAGAS
Por ello, una breve conceptualización sobre las principales
prácticas agro ecológicas permite demostrar y entender la diversidad
de alternativas que tienen los agricultores para la
prevención y supresión de plagas a nivel de sus fincas.
Así las cosas el manejo agro ecológico de plagas en la agricultura
urbana tiene los siguientes componentes:
*Manejo del suelo
*Manejo de la diversidad florística
*Platicas agronómica fitosanitarias
* Lucha biológica
* Lucha bioquímica
*Plaguicidas minerales
* Control físico
* Regulaciones legales
* Manejo de semillas almacenadas
* Producción de material de siembra
Por supuesto, todos son la esencia de la producción agraria
y se relacionan durante el proceso de producción, pero el
agricultor debe saber sus efectos con las plagas, sean estos
positivos o negativos, así como las prácticas que son compatibles
o no para los intereses de lograr producciones sostenibles.
4.1. MANEJO DEL SUELO
El manejo del suelo es esencial para el sustento de las plantas
cultivadas, la sostenibilidad de las producciones agrarias, la
prevención y supresión de plagas, entre otros aspectos relevantes
(Magdoff, 1997).
En la agricultura urbana el suelo reviste un carácter especial,
ya que existen sistemas de cultivo en canteros, en los que
éste se convierte en un sustrato preparado, generalmente integrado
por suelo (tanto fértiles como prácticamente inertes) y
materia orgánica (en algunos casos no totalmente adecuados).
Por otra parte los cultivos en canteros levantados, parcelas
y campos típicos tienen otras particularidades, ya que aunque
se incorporan abonos orgánicos, todo se realiza sobre el suelo
que existía en dicho lugar.
De cualquier manera, en ambos casos es importante saber
lo que se cultivó anteriormente en dichos suelos o lugares y,
si fuera posible, determinar si existen en estos suelos poblaciones
de plagas como son los nemátodos, los patógenos del
suelo (hongos y bacterias), los artrópodos (insectos y ácaros),
entre otros organismos causales de plagas que permanecen en
el suelo y luego pueden afectar los cultivos que se establezcan.
Igualmente, las dimensiones de las canaletas, los canteros y
las parcelas dificultan la mecanización de las labores de preparación
o de remoción del suelo, que obliga al empleo de implementos
manuales, factor que limita la profundización y aireación
de las capas inferiores, y contribuye a la compactación del suelo
y el desarrollo de poblaciones de plagas, entre otros problemas.
La mayoría de las tácticas de manejo del suelo que a continuación
se expondrán pudieran verse como esencialmente de
carácter agronómico; sin embargo, existen efectos indirectos
y directos sobre la fitosanidad de los cultivos, por aumentar el
vigor o la tolerancia de las plantas a las plagas, por hospedar
enemigos naturales (principalmente microorganismos) o por
sus efectos negativos al constituir reservorios de organismos
perjudiciales como los patógenos del suelo (Phytium,
Phytophthora, Rhizoctonia, Fusarium), los fitonemátodos
(Meloidogyne), los insectos (Phyllophaga) y las plantas indeseables,
entre otros.
Fuente: BASES PARA EL
MANEJO AGROECOLÓGICO DE
PLAGAS EN SISTEMAS AGRARIOS
URBANOS
Luis L. Vázquez Moreno
Ingeniero Agrónomo. Doctor en Ciencias.
Investigador Titular.
Entomología, Control Biológico, Manejo de Plagas.
Grupo Artrópodos Plagas. INISAV.
Emilio Fernández Gonzálvez
Licenciado en Biología. Doctor en Ciencias Agrícolas.
Investigador Titular.
Nematología, Control Biológico, Manejo de Plagas.
Grupo Fitopatología. INISAV.

Entradas populares de este blog

CULTIVOS HIDROPONICOS BOLSAS PLÁSTICAS LARGAS