BOROJO CHOCOANO Cosecha y poscosecha

Resultado de imagen para BOROJO CHOCOANO 

BOROJO CHOCOANO

Cosecha y poscosecha
Estudios efectuados con B. patinoi Cuatr. indican que es un fruto no climatérico, por lo que no completa la maduración si se cosecha verde. Por este motivo, la fruta debe ser colectada inmediatamente después de la caída. El estado maduro de la fruta se reconoce por la caída de todas las hojas de la rama, la fruta toma color verde oscuro y las estipulas del fruto se pudren. En este estado la fruta puede ser transportada a grandes distancias en empaques corrientes. Conforme madura la fruta recogida del suelo, toma color pardo claro y consistencia blanda, por lo que necesita transportarse rápidamente en empaques especiales, lo cual eleva el costo de comercialización. (1)
En el Borojó se presenta el fenómeno conocido como alternancia que significa años de altas producciones seguidos de años de bajas producciones. (3)
Uso y comercialización
Uso
Es una de las frutas con mayores propiedades nutricionales. Es utilizada para preparar bebidas refrescantes, además, es empleada en la preparación de helados, mermeladas, salsas, jaleas, compotas, vinos, etc. (2)
En medicina casera se aprovecha para regular la hipertensión como diurético, para problemas pulmonares, como cicatrizante de heridas, para curar la culebrilla (herpes) y para combatir la desnutrición, por su valor proteico. (2)
Composición química y valor nutricional
Borojoa patinoi tiene frutos con peso promedio de 740 g, rango entre 250 - 1.000 g, los cuales están constituidos en 88% por pulpa y el 12% restante por la semilla y la cáscara.
Con frecuencia, las semillas llegan a constituir hasta 10% del peso del fruto.
La composición de 100 g de pulpa se presenta en la Tabla 16, en el que se observa que
la pulpa de este frutal tiene alto contenido de fósforo y un buen nivel de carbohidratos
y de calcio. Por su parte, las semillas tienen la siguiente composición: humedad 36,0%;
grasa 0,9%; proteína 11,0%; cenizas 0,9%; carbohidratos 13,0% y fibra cruda 39,0%. (1)
Agroindustria
La parte comestible de B. patinoi Cuatr. puede ser procesada en forma de pulpa o de hojuelas deshidratadas. La pulpa es muy adhesiva, por lo que debe utilizarse envases de plástico o de vidrio. La pulpa de fruta madura puede conservarse al ambiente y en nevera, en envases herméticos, por hasta seis meses, sin necesidad de aditivo. En la superficie del fruto o de la pulpa desarrollan frecuentemente micelios de hongos,
probablemente Aspergillus y Penicillium, la cual debe ser prevenida mediante un buen
lavado y desinfectado antes del pulpeado. En el fruto estos hongos no causan daño,
porque no pasan el pericarpio y tienen efecto excluyente sobre otros hongos. (1)
También es posible producir hojuelas deshidratadas de pulpa, las cuales pueden rehidratarse posteriormente, para la preparación de jugos. (1)
La aplicación de calor durante el proceso de transformación, elimina el aroma y el sabor grasoso característico de la fruta. (1)

Fuente: Frutales tropicales potenciales
para el piedemonte llanero
Javier Orlando Orduz R.1
Jorge Alberto Rangel M.2
CORPOICA - PRONATA 

GUÍA TECNOLÓGICA SOBRE EL CULTIVO DEL AGUACATE Se recomiendan los siguientes pasos:

Resultado de imagen para EL CULTIVO DEL AGUACATE   Resultado de imagen para EL CULTIVO DEL AGUACATE

GUÍA TECNOLÓGICA SOBRE
EL CULTIVO DEL AGUACATE

Se recomiendan los siguientes pasos:
a) Análisis foliar.
b) Aspersiones con insecticidas y abono foliar con hormonas, si hay tolerancia en amplio rango.
c) Observar la época del anillado.
d) Usar herramientas adecuadas y un buen cicatrizante de heridas.
e) Si el diámetro de la rama es de hasta 15 cm, el ancho del anillo debe ser de 20 mm. Si el diámetro es de 20 cm. o más, el anillo es de 30 mm. El anillo no debe ser mayor de 30 mm.
f) Si el fruto está formado y se quiere un fruto de mayor tamaño, bastaría un anillo de 5 milímetros. A cada planta solo se le anillan las dos terceras partes de sus ramas.
g) El tronco del árbol nunca debe anillarse.

E. NUTRICIÓN DE LA PLANTA DEL AGUACATE
Análisis del suelo y aplicación de los fertilizantes requeridos.
Los análisis de suelo deben hacerse con suficiente tiempo, alrededor de seis meses antes de la siembra, para permitir tanto el acondicionamiento del suelo como de los fertilizantes a ser aplicados.
El muestreo del terreno puede ser realizado directamente por el técnico o productor
encargado del proyecto o bien se puede gestionar la asistencia de técnicos del Estado. En la mayoría de los casos se contratan los servicios de las empresas distribuidoras de fertilizantes, instituciones como la Junta Agroempresarial Dominicana (JAD) o de laboratorios privados. Estas empresas generalmente suplen los materiales y equipos requeridos y en dos o tres semanas hacen llegar los resultados con su interpretación y comentarios.
Los requerimientos nutricionales del aguacate varían durante su desarrollo y son influenciados por la edad del árbol, la fenología y la variedad. Se dice que el aguacate es una planta de baja demanda de nutrientes por tonelada de frutas producida.
El aguacate es un árbol muy versátil en su adaptabilidad a diferentes tipos de suelos, creciendo en terrenos lateríticos, arenosos, rojos arcillosos y calcáreos. En el país se pueden encontrar árboles saludables de aguacate en suelos con pH neutro, ligeramente alcalinos o bien de moderadamente ácidos. Sin embargo, se considera un pH deseable entre 6.5 y 7.5.
Si se recomienda la aplicación de cal, dolomita o yeso debe hacerse con suficiente tiempo, de forma que al rastrear, subsolar o cultivar plantas como abono verde, se ayude a incorporarlos en la zona radicular. Lo mismo se da si se requiere la aplicación de Superfosfato, Zinc o Cobre. Si la aplicación de yeso es una opción de encalado debe preferirse por ser más soluble, suple calcio sin aumentar el pH del suelo y ayuda a inhibir el desarrollo de Phythopthora, hongo que produce la podredumbre de la raíz.
Si se recomienda aplicar Boro, debe hacerse días antes de la siembra, ya que el mismo se lixivia con facilidad.
Las plantas requieren de dieciséis elementos esenciales para el normal crecimiento y desarrollo.
Elementos del agua y del aire
El Carbono es el ladrillo en la pared celular del tejido. Es un elemento componente de las cualidades organolépticas (azúcares, jugo, color y fragancia) de la pulpa del aguacate.
El Hidrógeno es uno de los componentes del agua. Es esencial para las plantas. Junto con el carbono y el oxígeno se utiliza en las células para fabricar azúcares y almidones simples.
El Oxígeno es otro componente del agua y del aire. Con otros elementos forma óxidos y compuestos orgánicos complejos.
Macroelementos:
Los elementos primarios son el nitrógeno, fósforo, potasio, calcio y magnesio.
El Nitrógeno
El Nitrógeno es un elemento esencial para la construcción de los tejidos, ayuda al crecimiento y da a la planta un color verde sano. Su deficiencia se traduce en:
a) Crecimiento retardado.
b) Color amarillento pálido.
c) La punta y el borde de la hoja se queman desde las ramas bajas.
d) Bajo contenido proteico.
El nitrógeno es esencial para las plantas porque constituye las proteínas, clorofila, aminoácidos, alcaloides y otras sustancias. El nitrógeno (N) se almacena en la hoja en un 40% y luego en la corteza.
De la cantidad de nitrógeno (N) acumulado en verano y otoño dependerá la producción
del año siguiente:
El análisis foliar ha determinado tres momentos de existencias elevadas de nitrógeno:
a) Antes del crecimiento primaveral.
b) Inmediatamente después de la caída del excedente de frutos; y
c) Al inicio del otoño.
Causas de Deficiencias de Nitrógeno:
a) Bajo drenaje del suelo.
b) pH muy ácido que impide la nitrificación.
c) Exceso de agua (lluvia o riego) alta lixiviación.
d) Competencia del nitrógeno entre yerbas y el cultivo económico.

Fuente: GUÍA TECNOLÓGICA SOBRE
EL CULTIVO DEL AGUACATE
Autores
Ing. Agrón. Sixto Ml. Bisonó Pérez
Ing. Agrón. José R. Hernández B.
Santo Domingo, D.N.

Cultivo del peral - Injerto

Resultado de imagen para cultivo del peral

Cultivo del peral
5. Injerto
Es un método de propagación empleado para unir dos partes que provienen de plantas diferentes, una enraizada denominada pie o patrón, y otra parte aérea o injerto propiamente dicho.
Para nuestro caso, se trata de unir la estaca enraizada de membrillero, con la yema de la variedad de pera seleccionada.
Las plumas o yemas a injertar, deben provenir de plantas de pera seleccionadas previamente y que destaquen por su sanidad, por ser altamente productivas y que hayan tenido una historia de rendimientos constantes durante varios años. Asimismo, deben producir frutos con características deseadas y que correspondan a la forma típica de la variedad escogida para su instalación. La
sanidad es muy importante, las plantas "madres", o de donde se obtienen las yemas o plumas, deben estar libres de insectos, virus y enfermedades.
Las yemas seleccionadas para ser propagadas deben tener como mínimo un año de edad y se recomienda extraerlas de la parte media de la planta, empleando las puntas o ápices, las que
deben estar hinchadas y cercanas a brotar.
Por tanto, la época adecuada para realizar el injerto es en las cercanías de la primavera. Es conveniente recogerlas de diferentes grosores, para que coincidan con los diver sos diámet ros que
encontraremos en los membrilleros enraizados. El traslado de las yemas al vivero se hace en bolsas de plástico a las que previamente se les ha agregado un trozo de papel húmedo. Si la distancia a
trasladar es muy larga o el clima muy cálido, las yemas se pueden envolver en papel húmedo y ser colocadas en cajas térmicas.
La técnica del injerto permite adelantar el inicio de la etapa productiva de las plantas, debido a que la yema que proviene de una planta madura y en producción, cuenta con estructuras florales diferenciadas. Para las condiciones del valle de Cháparra, una planta injertada suele iniciar su producción a partir del tercer año de instalada en campo definitivo y alcanzar la plena producción alrededor del quinto año.
También se puede aprovechar la realización de podas de renovación para injertar variedades seleccionadas, haciéndolos en las ramas cortadas de las mismas plantas para adelantar su producción. Esta práctica se recomienda especialmente para el cambio de variedades, sobre todo si estas son de
producción tardía como la "Packans Triumph" o la "Italiana".
Es preferible injertar en el vivero, aunque también puede hacerse en plantas ya instaladas en campo definitivo. En el vivero, el rendimiento del operario es mayor y se suelen obtener mejores porcentajes de prendimiento, ello debido a que las condiciones adecuadas de temperatura y humedad, son más
favorables en comparación con las que existen en las huertas.
También se pueden realizar los injertos en camas de enraizamiento a campo abierto, ya que tanto el membrillero empleado como patrón, como el uso de la pera variedad "perilla", son muy rústicos,
obteniéndose de ellos, buenos porcentajes de prendimiento a menores costos. Las plantas obtenidas son transportadas a campo definitivo, a raíz desnuda.
Es importante injertar en un ambiente fresco y aireado, o en días sombreados, para que las partes a unir conserven su contenido de humedad y se pueda lograr una buena unión de los tejidos entre el
patrón y el injerto. Jamás debe tocarse con los dedos las partes a soldar, ni el patrón ni la yema.
El método de injerto normalmente empleado es el denominado de hendidura.
El patrón y la púa deben tener los mismos diámetros. La altura ideal para hacer el injerto está en el rango de los 30 cm medida desde la base del tallo del patrón.
Se hace un corte de manera horizontal en la parte superior del patrón. Sobre este, se realiza un segundo corte vertical, sobre el que se inserta una pluma de alrededor de 10 cm en cuya base se ha realizado previamente un corte en bisel.
Se amarran ambas partes empleando cintas especiales o plástico limpio de 3 mm de espesor, cortados en tiras de 2 cm de ancho, de preferencia de abajo hacia arriba y tensando continuamente. Una de las
causas más frecuentes de un mal prendimiento, se debe a que ha quedado aire en la cinta o el plástico, provocando que los tejidos se oxiden y se deterioren.
Las plantas deben regarse inmediatamente para favorecer el flujo de savia y no se deben descuidar durante el prendimiento.
Se nota que el injerto ha prendido cuando las yemas de las púas o plumas brotan y la unión del patrón con el injerto ha soldado.
Para los valles de la provincia de Caravelí, se recomienda realizar los injertos entre los meses de junio y agosto, luego que las plantas hayan cumplido su periodo de agoste y las plumas están a punto de brotar y listas para ser injertadas.
El uso de herramientas adecuadas y desinfectadas, como tijeras de podar y navajas para injertar, ayudará a obtener plantas de calidad. Para desinfectar las herramientas se recomienda el uso de una
solución de hipoclorito de calcio al 33 % (5 gr por cada 20 l de agua).

Fuente: EL CULTIVO DEL PERAL EN LA
PROVINCIA DE CARAVELÍ
DESCO 
Waldir Guillermo Chávez Gama
Atilio Alfredo Arata Pozzuoli

CULTIVO DEL AGUACATE D. PRÁCTICA DEL CULTIVO Poda

Resultado de imagen de CULTIVO DE AGUACATE   Resultado de imagen de CULTIVO DE AGUACATE


CULTIVO DEL AGUACATE
D. PRÁCTICA DEL CULTIVO
Poda
Esta práctica se está proliferando por las respuestas positivas obtenidas en árboles de plantaciones criollas y comerciales. La poda del árbol del aguacate debe ser regulada y específica porque el aguacatero no es una especie caducifolia, o sea, que no pierde todas sus hojas durante cierta parte del año.
a) La poda es regulada porque hay que evitar el desequilibrio entre el follaje y el nivel de fructificación por la relación existente entre el número de frutos que la planta alimentará.
b) Las inflorescencias de frutos se presentan sólo en las extremidades de las ramas de frutos de 1 y 2 años de madera nueva.
c) La poda consiste en:
· Desprender el menor número de ramas y hojas.
· Cortar solo las ramas laterales, porque si se cortan ramas mayores se estimulará el desarrollo vegetativo de toda la planta.
· Cubrir las heridas con lechada de cal o con cera agrícola (pintura acrílica de color blanco) y una mezcla de sulfato tribásico de cobre con insecticida.
d) Podar los árboles jóvenes, evitando troncos múltiples, eliminar las ramas "chuponas" que dificulten las labores culturales.
e) La poda de fructificación se debe mantener en todas las ramas, sean interiores o inferiores de madera nueva de brotes y retoños. Las ramas vigorosas se deben podar menos que las débiles para evitar que se rompa la relación carbono/nitrógeno responsable de la fructificación.
f) Un árbol alcanza su periodo de semivejez cuando la floración y fructificación se reducen drásticamente.
Poda de Siembra:
Es recomendable al sembrar, cortar los tallitos 2 ó 3 cm de arriba hacia abajo para promover la reacción de nuevos brotes. la primera poda debe ocurrir cuando la planta tenga más de un (1) metro de alto, para estimular la producción de ramas.
Poda de Formación:
Durante los primeros dos años, la planta necesita de por lo menos dos podas al año para darle formación al futuro árbol y estimular el ancho de la copa. Esta poda debe incluir las ramas secas y las flores prematuras que sólo conducen al enanismo de árbol.
Equipo para Podar:
El recurso más importante para realizar una buena poda es el personal humano, el cual debe ser debidamente entrenado.
La poda debe realizarse con serruchos rectos y curvos, además de tijeras de una y dos manos con mangos rectos y curvos.
De utilizarse equipos motorizados, deberán tomarse todas las precauciones de lugar para evitar accidentes.
Alternancia o Vecería del Aguacate:
El aguacate es un árbol que tiende a la variación significativa de su producción, o sea, un año produce una buena cosecha y el próximo puede producir bajos rendimientos. La producción de frutos depende del cuajado y éste depende a su vez del número de flores
producidas. Se estima que por cada fruto el árbol debe producir unas 7,000 a 10,000 flores. Cuando no existe una buena diferenciación de las yemas florales y las yemas de madera, el árbol se ve obligado a la alternancia.
Investigaciones agronómicas recientes (Israel y California) sobre la fisiología de la floración indican que la misma está directamente relacionada con las concentraciones de hidratos de carbono y hormonas (Giberelinas, Florígeno, Auxinas, Citokininas).
La vecería del aguacate se puede presentar por dos y tres años consecutivos. De ahí la gran importancia de que esta planta reciba una nutrición adecuada.
Cuando la planta presenta poca floración su causa limitante puede ser la poca disponibilidad de carbono. Cuando la planta florece mucho y no cuaja casi ninguna flor su causa limitante puede ser el nitrógeno.
Los factores que pueden ayudar a provocar una buena floración son los siguientes:
a) Poda científica.
b) Nutrición adecuada para que la relación carbononitrógeno se mantenga en sus niveles óptimos.
c) El anillado, que es la práctica de interrumpir la circulación de los vasos del
floema de las ramas. Como los hidratos de carbono no pueden llevar la savia
elaborada a todas las partes de la planta, se concentran en la diferenciación de las
yemas florales. El cinchado o anillado del aguacate se hace con una anchura de 5
a 30 mm. en las ramas. Con esta práctica se logra:
· Mayor número de yemas florales.
· Rapidez de la floración.
· Mayor número de frutos por árbol.
· Frutos más grandes.
· Carne de la fruta más palatable.
Esta práctica debe realizarse en el mes de enero para las variedades tardías y en el mes de
octubre para las variedades criollas, ya que de lo contrario se pueden producir en las
plantas tratadas efectos negativos.
El anillado no se recomienda para la variedad Hass ya que aumenta en ella la cantidad de
frutos de desecho. A veces esta práctica produce un porcentaje de frutos sin semilla.
No es recomendable que el cinchado se realice en árboles que presenten deficiencias
nutricionales, debilidad por plagas o enfermedades. Si se aplica esta técnica a árboles
débiles los efectos serán completamente negativos.

Fuente: GUÍA TECNOLÓGICA SOBRE
EL CULTIVO DEL AGUACATE
Autores
Ing. Agrón. Sixto Ml. Bisonó Pérez
Ing. Agrón. José R. Hernández B.

PRODUCCIÓN ORGÁNICA DE PAPA Postcosecha

Resultado de imagen para PRODUCCIÓN ORGÁNICA DE PAPA   Resultado de imagen para PRODUCCIÓN ORGÁNICA DE PAPA
PRODUCCIÓN ORGÁNICA DE PAPA
Postcosecha
7.3.1. Selección y Clasificación
La selección de los tubérculos, debe tener en cuenta que estos se encuentren sanos, descartando aquellos que presenten magulladuras, deformaciones por daños mecánicos y pudriciones.
Para la clasificación de los tubérculos, debe tenerse en cuenta las exigencias de los mercados.
Limpieza, Empacado y Transporte
Para distribuidores o supermercados, después de la selección, los tubérculos son recolectados en canastas plásticas y llevados al centro de acopio donde son lavados, secados y posteriormente son empacados en canastas plásticas y transportados al mercado de destino, es importante tapar el producto durante el transporte para evitar daño por sol.
Para el mercado local (tradicional) después de la selección en el campo, la papa se empaca en sacos de nylon para su comercialización, y es transportada en camiones o camionetas, con rumbo a las ferias populares o a los mercados mayoristas.
Almacenamiento
7.3.3.1. Para papa de consumo
Cuando la papa es destinada para consumo, cualquiera que sea el sistema de almacenamiento, se recomienda que la temperatura se mantenga alrededor de los 10º grados Celsius y la humedad relativa entre 80-85 %.
Cuando los volúmenes de papa son pequeños, se puede almacenar en sitios o bodegas con ventilación natural. Al aumentar la cantidad de producto a almacenar se requieren bodegas con ventilación forzada.
Las papas destinadas para consumo, no deben ser almacenadas a temperaturas inferiores a los 7º grados Celsius, porque pueden ocurrir cambios indeseables en la composición química de los tubérculos, que terminan poniéndose dulces y con un color oscuro en caso de que sean procesados como papa frita.
7.3.3.2. Para papa destinada a semilla
Para disminuir las pérdidas que se ocasionan por la brotación, respiración y presencia de
patógenos (agentes que pueden causar enfermedades), los tubérculos- semilla, se
almacenan en ambientes secos y a bajas temperaturas.
Para evitar la evaporación y baja de peso, es necesario mantener la temperatura a 15º grados Celsius, durante las dos primeras semanas. Después de este período, la temperatura debe mantenerse entre 4º a 5º grados Celsius.
La humedad relativa más conveniente, para conservar la semilla de papa, está entre 85-91 %. En ambientes demasiados secos, las papas se arrugan, por la pérdida de humedadde los tubérculos, con la consiguiente pérdida de peso.

Fuente: PRODUCCIÓN ORGÁNICA DE PAPA
Editor: Manuel B. Suquilanda Valdivieso

Cultivo del Borojo - Prácticas culturales y de producción

Resultado de imagen para cultivo del borojo   Resultado de imagen para cultivo del borojo
Cultivo del Borojo
Prácticas culturales y de producción
Se deben hacer hoyos de 40 x 40 x 40 cm adicionando 3 a 4 kg de materia orgánica a la siembra. La densidad de siembra recomendada es de 4 m en cuadrado, con 625 plantas/ha. (2)
El B. patinoi Cuatr. inicia su producción a los tres años, la cual, en el caso de plantas producidas por vía asexual puede acelerarse. El rendimiento estimado para una plantación de 625 árboles/ha puede ser de 15 a 20 t/ha. La producción puede variar de año en año, porque la especie presenta alternancia de años “buenos” con años “malos”. (1)
Sobre el manejo nutricional de la planta es importante recordar que los elementos más exigidos por ella son fósforo y potasio y, por tanto, los programas de fertilización tendrán presente el uso de estos abonos ricos en esos elementos. En Colombia se recomienda aplicar de 300 a 600 g de 10-20-20 ó 15-15-15. (3)
Se debe realizar una poda de descope a una altura de 3 m, procurando un corte en punta de diamante para evitar la emisión de brotes en esta zona, debido a la dominancia apical. No se eliminan ramas primarias, dado que estas no regeneran y son requeridas para producir ramas secundarias y terciarias con miras a concentrar la producción. La época para podar es la siguiente a la cosecha principal según la zona productora. (3)
Se recomienda el plateo a una distancia de 2 m del tallo.
En Lloró-Chocó, Colombia, se distinguen dos épocas de producción: la principal (60 a 80% de la producción) entre noviembre y marzo, cuando las lluvias tienden a disminuir; y la baja entre abril
y octubre, cuando aumenta la precipitación. (1)
Los árboles machos deben estar en una proporción de 10% distribuidos uniformemente en la plantación, para lograr una buena polinización. (2)
Es necesario integrar el cultivo con el sistema selvático o en su defecto asociarlo con otras especies adaptadas a tales condiciones como caimo, caimito, zapote, papayo, chontaduro, plátano, yuca y maíz.
El Borojó puede iniciar producción desde los 18 meses después del transplante en campo, la cual se normaliza a partir del quinto año, teniendo un promedio de producción de 20 frutos/árbol/año. En condiciones adecuadas de manejo del cultivo la vida productiva puede alcanzar los 50 años. (2)
plagas
No se han observado problemas fitosanitarios de importancia económica. Es atacado por la hormiga arriera (Atta cephalotes), que afecta hojas y frutos; igualmente se ha informado de la presencia de un microlepidóptero que causa un daño similar al de Leucoptera sp. en otros frutales.
Enfermedades
En condiciones de anegamiento puede verse afectado por gomosis (Phitophthorasp.) que se presenta en la base del tallo. (3)
Las hojas son atacadas por antracnosis causada por Colletotrichum sp. que se presenta en forma de manchas necróticas. (3)
En el fruto cosechado aparece Penicillium sp. aunque su incidencia en la calidad del fruto es muy baja. (3)
Son comunes las enfermedades no parásitas, como las deficiencias fisiológicas causadas por falta de elementos como hierro y boro; en suelos calcáreos se amarillean las hojas. (3)

Fuente: Frutales tropicales potenciales
para el piedemonte llanero
Javier Orlando Orduz R.1
Jorge Alberto Rangel M.2
CORPOICA