Barra de vídeo

Loading...

Cultivo del peral 3. Patrones empleados

Resultado de imagen para Cultivo del peral    Patrones empleados   Resultado de imagen para Cultivo del peral    Patrones empleados

Cultivo del peral

3. Patrones empleados
Los patrones mas empleados para la propagación de los perales son: el membrillero y la pera variedad "Perilla" obtenidos a partir del enraizamiento de estacas seleccionadas.
En las experiencias desarrolladas en el valle de Cháparra, el membrillero y la pera "perilla" usados como patrón, otorgan buena compatibilidad al ser injertadas con las variedades "Chacarilla", "Packans Triumph", "Italiana" y "Canela"; sin embargo, la recomendación que hacemos es utilizar el membrillero, debido a que este otorga como ventajas un crecimiento parejo, vigor medio que resulta en un crecimiento balanceado de la planta, precocidad en relación al inicio de la producción, un buen tamaño de las frutas y buena longevidad. El membrillero empleado como patrón desarrolla un amplio sistema de raíces, contribuyendo a tolerar la sequía y los nemátodos, especialmente la especie Meloydogine incognita, con gran presencia en los valles de Caravelí y la costa peruana.
En el caso de la pera variedad "perilla", esta ha sido tradicionalmente utilizada como patrón por muchos productores en el valle de Cháparra. Si bien le confiere al injerto resistencia a suelos calcáreos, a la sequía y un buen anclaje de raíces, tiene como desventajas que los injertos producen
brotes muy vigorosos, haciendo que las plantas crezcan muy altas y que se generen numerosos hijuelos alrededor de ellas, lo que entorpece las labores de manejo y cosecha.
4. Obtención de patrones
Para obtener los plantones de peral se recurre a dos pasos. El primero de ellos consiste en obtener las plantas del patrón o pie, en este caso membrilleros. El segundo de ellos es la injertación de la variedad de pera a cultivar.
El éxito de una buena plantación se origina con una adecuada selección de los membrilleros que usaremos como patrones. Esto implica la necesidad de recolectar estacas de esta especie, provenientes de árboles sanos y libres de plagas y enfermedades, que tengan una buena producción y que sean jóvenes. Las estacas deben tener una longitud entre 50 a 60 cm de largo y un diámetro entre 2 a 4 cm.
Debido a que el membrillero es una especie muy rústica, se pueden utilizar camas de enraizamiento ubicadas a campo abierto, donde se plantan las estacas enterrando las dos terceras partes de ellas y manteniendo una distancia de 20 x 20 cm entre plantas y líneas. También es factible hacerlo empleando bolsas de polietileno de color negro.
Se sugiere emplear como sustrato suelos de textura ligera o media, a la que se le aplicará estiércol descompuesto a razón de 20 Kg por metro cuadrado.
Un mejor enraizamiento de las estacas de membrillero, en cuanto a rapidez y formación de la cabellera de raíces, se puede lograr con el uso de bio estimulantes. Con buenos resultados se ha ensayado, bajo las condiciones de Cháparra, el uso de auxinas más ácidos nucleicos (Root-hor), a razón de 5 ml por cada l de agua, con inmersión de estacas previas a la siembra en la solución, durante 5 minutos.

Fuente: El cultivo del peral en la
provincia de Caravelí
Centro de Estudios y Promoción del Desarrollo - 2009
PROGRAMA REGIONAL SUR
Unidad Operativa Territorial Caravelí
Waldir Guillermo Chávez Gama
Atilio Alfredo Arata Pozzuoli
PROGRAMA REGIONAL SUR
Unidad Operativa Territorial Caravelí
Centro de Estudios y Promoción del Desarrollo - 2009