Frutales tropicales potenciales para el Piedemonte Llanero Acerola


   

Frutales tropicales potenciales para el Piedemonte Llanero
Acerola
La Acerola se desarrolla bien con 1000 a 2000 mm de precipitación al año. Sin embargo, es tolerante a la sequía. El riego se usa para inducir y regular los ciclos de floración. Con riego constante florece durante todo el año, obteniendo entre unaa tres floraciones principales.
Responde bien a riego por inundación y por goteo. Los arboles jóvenes requieren de buena humedad al momento del establecimiento. (1,4)
Requiere un buen programa de fertilización y encalado. Las aplicaciones foliares son muy efectivas y puede usarse las encontradas comercialmente. La nutrición mineral es muy importante, requiere de buenos niveles de hierro y boro. (1,2)
Para un buen rendimiento se recomienda fertilizar con la fórmula 15-15-15 dos veces por año en los primeros cuatro años con una dosis de 250 a 500 gramos por árbol. A los arboles adultos se les puede aplicar de 1.5 a 2.5 kg. por árbol. La aplicación de elementos menores como cobre, zinc y algunas ocasiones manganeso pueden mejorar el crecimiento y la productividad. (1,4,5)
El uso de materia orgánica es deseable, especialmente en suelos arenosos donde los nemátodos son un problema frecuente. La materia orgánica conserva la humedad del suelo, controla malezas y reduce el daño causado por nemátodos. Se puede adicionar materia orgánica suministrando de 5 a 10 kg. por planta que puede de estiércol, pasto, hojas o materiales similares. (4, 5)
Las flores de la Acerola son visitadas por gran cantidad de abejas y son los principales agentes polinizadores. Mantener colmenas dentro de los cultivos aumenta la producción de fruta. En Hawaii, se encontró que el polen transportado por el viento y por pequeños insectos es ineficiente. Consecuentemente, muchas frutas aparecen sin semilla. Investigaciones sobre la aplicación de reguladores hormonales indican que se incrementa la producción de fruta pero esta sustancias pueden ser muy costosas para adquirirlas y aplicarlas. (4)
Las plantas resisten podas severas pero requieren de un tiempo para su recuperación.
En muchas regiones tropicales, las plantas no parecen afectarse demasiado por la poda. Pueden ser mantenidas como arbustos (1,50 m) y producen adecuadamente. (1)
Plagas y enfermedades
La Acerola es susceptible al nemátodo Meloidogyne spp y se constituye en el principal problema especialmente en suelos ácidos. Afecta los arboles jóvenes y reduce la productividad en arboles viejos. Asperjar el suelo con nematicidas y mantener riego regular es una forma de tener este problema bajo control. El nemátodo Rdopholus similis, es también causante de pérdida de plantas.(4)
Es atacada por una variedad de insectos tales como áfidos (Aphis spiraecola), mosca blanca y pulgones. En algunos lugares del mundo (México y el caribe) el picudo (Anthomonus sp.) es una plaga seria, y puede llegar a limitar la producción de fruta; oviposita sobre ovario de la flor y las frutas, la larva consume la pulpa deformándola y causando una pérdida económica considerable. La larva de la mariposa (Epyriades arcas) requiere de control químico. El crisomélido Leucocera laevicollis causa daño en los árboles. La mosca de la fruta (Anastrepha sp.) ataca las frutas y es encontrada comúnmente en su interior. (1,4)
Muy pocas enfermedades han sido reportadas. Sin embargo existen casos de antracnosis causada por los hongos Colletotrichum gloeosporioides y Cercospora bunchosiae. (1,2)
Cosecha y poscosecha
La fruta se deteriora rápidamente una vez es retirada del árbol, la diferencia se observa cuatro horas después de recolectada. Entra rápidamente en proceso de fermentación y no se puede utilizar después de 3 a 5 días. Sin refrigeración aparece moho rápidamente. (1)
En el trópico hay tres períodos de cosecha al año. En las zonas templadas se pueden presentar 1 o 2 cosechas. Con la aplicación de riego en forma regular la producción de fruta puede mantenerse a lo largo del año. Cuando la planta proviene de semilla puede producir al segundo o tercer año; por estacas en el primer año. La productividad se incrementa hasta los 15 a 20 años de edad después decae. En Florida (EEUU) se encuentran arboles productivos de cincuenta años de edad. (1)
Cuando la fruta es cosechada para el procesamiento o la conservación puede ser recolectada en verde, mientras ella cambia de color amarillo a rojo. Como existe fructificación continua durante largos periodos, la recolección debe hacerse diariamente o cada dos a tres días. La recolección puede hacerse en las horas de la mañana y debe manipularse con cuidado. Para recolectarla rápidamente, algunos cultivadores agitan el árbol y permiten que las frutas maduras caigan sobre una lona extendida alrededor. Las frutas cosechadas deben ser mantenidas a la sombra mientras se sacan del campo.
Existe gran variación en la productividad. En árboles individuales puede cosecharse de 13.5 a 28 Kg. de fruta en Puerto Rico. En Jamaica, al sexto año es cerca de 39 kg. por árbol. En Venezuela se han reportado de 10 a 15 t/ha/año. El promedio en Puerto Rico es 25 t/acre/año, en Florida 65 t/ha. (4)
La Acerola es un fruto altamente perecedero. El almacenamiento a temperatura ambiente no puede durar más de tres días a 22 °C. Si se desea almacenar por largo tiempo es necesario congelar las frutas a –12.2°C y posteriormente descongelarlas para ser usadas. El color, el sabor, el contenido de ácido ascórbico y la calidad del jugo se reducen con la refrigeración. En un congelador casero puede perder el 20% del ácido ascórbico presente en menos de 18 días. (4)
Fuente: Frutales tropicales potenciales para el piedemonte llanero
Javier Orlando Orduz R.1
Jorge Alberto Rangel M.2
1 I.A. M.Sc. Investigador Programa Regional Agrícola, Plan Regional Frutales. Corpoica Regional 8, Centro de Investigación La Libertad. Villavicencio, Meta, Colombia. corpoica@etell.net.co.

2 I.A. Particular, contratado por el Proyecto de Frutales Promisorios, Corpoica - Pronatta.

Entradas populares de este blog

CULTIVOS HIDROPONICOS BOLSAS PLÁSTICAS LARGAS